Minimalismo Cálido



En este mundo nuestro de hoy en día donde las modas se suceden a una velocidad pasmosa, lo que un día es tendencia desaparece rápidamente convertido en moda para volver, reinventado, pasado cada vez menos tiempo.



Si no hace mucho la tendencia era el estilo industrial vintage, - que en poco tiempo nos ha llenado el panorama de locales y establecimientos adictos a esta estética-, ahora parece que lo ultimo vuelve a ser el minimalismo, que nunca se llego a marchar realmente y que como decíamos en la entrada dedicada a Zara 5ª Avenida, es la estética que están adoptando las nuevas tiendas de alta gama. Solo que ahora reaparece con el apelativo de cálido, el nuevo minimalismo es el minimalismo cálido.


Asociamos el "minimalismo", cuya máxima es el famoso "menos es más" de Mies, con la línea recta, el color blanco (en ocasiones en contraste con el negro), el mobiliario esencial y de factura vanguardista y la ausencia de elementos decorativos. La sobriedad y la frialdad, en definitiva. Pues ese minimalismo frío y aséptico de los años 90 ha muerto y la vanguardia hoy es la sobriedad cálida, confortable y con acentos suaves de color.


Ahora que las últimas tendencias abogan por desterrar la uniformidad de estilos y se decantan por propuestas eclécticas, por la mezcla de estilos, que otorga personalidad a los proyectos, aparece este nuevo minimalismo que como dice la revista AD “sigue practicando ese un 'menos es más', pero deja atrás la frialdad racional para maridarse con toques étnicos, orgánicos y mediterráneos, en el que caben la línea curva y los muebles añejos”.


Un estilo al que le gustan los materiales brutos, casi siempre nobles: piedras, maderas... con acabados naturales; las formas orgánicas pero con un punto futurista, los colores neutros salpicados con contrastes de claroscuros, el arte contemporáneo, y porque no, algunas piezas de medido exotismo.


En el resultado, aunque lo parezca, no hay improvisación, todos los detalles están muy estudiados, todo tiene su sitio. Y el resultado es el de un lujo sobrio y un confort con pocos medios.


Para nosotros la sorpresa es que lo llevábamos haciendo desde siempre, pero en ningún momento lo habíamos llamado así. Simplemente nos gustaba introducir algún elemento organicista o alguna línea curva entre tanto volumen cúbico y tanta línea recta para que hubiera un pequeño contraste, recubrir algún elemento con un material que le restase frialdad al resto, o a veces, simplemente, recurrir a algún elemento decorativo que “manchase” la limpieza de su entorno.


En resumen, como también leíamos hace poco, este nuevo minimalismo es “sencillo, pero cálido, racional, pero emocionante. Así es el minimalismo del siglo XXI.

Las imágenes que acompañan esta entrada corresponden a lo que nosotros tomaríamos como un ejemplo de este minimalismo cálido, la tienda de Max mara en Milán , diseñada por Duccio Grassi Architects.


2 comentarios:

  1. Me gusta esto de "minimalismo cálido", estoy de acuerdo en que hace falta siempre esa distorsión del "menos es mas" del maestro Mies van der Rohe, para cambiar la temperatura ambiental y hacerlo más cercano a la escala humana.
    También he de decir que el toque Vintage ha crecido como la espuma y lo que antes era una muestra ahora es una plaga, con todo el significado de la palabra.
    Gracias amigos por "vuestras" fotos de locales nuevos y artículos de actualidad.

    ResponderEliminar
  2. Maria,

    Nosotros tambien estamos de acuerdo en hacer del minimalismo algo menos frio y mas humano.

    Y es lo que tienen las tendencias, que acaban conviertiendose en modas, que llegado un punto saturan y por ello deben pasar, dejando solo su esencia,lo mejor de ellas en algunos ejemplos que son los que pueden o deberian perdurar para convertirse en clasicos.

    Un saludo,

    ResponderEliminar

 

Sobre Inshop

InShop Interiores Comerciales, es un estudio de interiorismo dedicado fundamentalmente al diseño, asesoramiento y análisis comercial. Somos conscientes de la importancia del punto de venta en la transmisión de la imagen y los valores que la empresa intenta comunicar. Creemos que el comercio ha cambiado mucho sobre todo en el campo de los bienes de consumo no imprescindibles y ya no vale ofrecer un modelo mas de un mismo producto, hay que ofrecer valores añadidos, que haga decantarse al futuro comprador por nuestra marca y nuestro producto.

Nuestro trabajo

Twitter