Mirando Atrás - Premios Anuales al Mejor Comercio Barcelona Años 1917 -1925



Continuamos como venimos haciendo estos últimos viernes con la penúltima entrega de los premios que se concedieron a los comercios de Barcelona entre los años 1902 – 1930, en esta entrega repasaremos los años de 1917 a 1925


1917.-

Primer premio.- Prats Fatjó y Cía. En el Paseo de Gracia, 6. Obra de Modesto Castañé i Lloret. Hoy desaparecida.

Una de las pastelerías de mayor renombre y distinción de Barcelona fue Prats-Fatjó, abrió su primera pastelería en Paseo de Gracia 6, y obtuvo el primer premio en el año 1917, Fue a principios de los años 1920 cuando la empresa decidió abrir un nuevo establecimiento más amplio en el mismo paseo pero un poco más arriba. en Paseo de Gracia 31 que es la fotografía que aparece en la entrada pues no hemos encontrado ninguna de su antigua ubicación, sus pasteles y golosinas endulzaron la vida a varias generaciones.


Terminada la Guerra Civil, aparte de sus acreditados pasteles, Prats Fatjó se especializó cada vez más a servir banquetes a las clases más favorecidas, especialmente a partir de la adquisición por la empresa de la finca de La Fuente del León, situada al final de la avenida Pearson, donde la empresa celebraba sus bodas y banquetes. Pero, al mismo tiempo, en los escaparates de la pastelería del Paseo de Gracia las monas de Pascua eran un espectáculo año tras año, con sus reproducciones en chocolate de todo tipo de temas de actualidad.

La pastelería cerró a finales de julio de 1976, pero no el negocio, que a partir de entonces pasó a reorientar definitivamente su actividad hacia los servicios de catering.

1918.-

Primer premio al Bar “Peña Izquierda Ensanche”, lamentablemente no hemos encontrado ninguna información al respecto, ni siquiera su autor o alguna imagen del mismo.


1919.-

Primer Premio.- Granja Royal, en la calle Pelayo 58. Obra de Antoni Utrillo y hoy lamentablemente desaparecida.

Así reflejaba un diario de la época la apertura de este nuevo establecimiento del Sr. Sala

En la calle de Pe]ayo, núm. 58, fue inaugurado ayer (10 de octubre de 1919) un nuevo establecimiento de don Esteban Sala, que ostenta el nombre de «Granja Royal», y que se dedicará principalmente a la lechería y sus derivados. Constituye tal establecimiento un nuevo ejemplo del lujo con que se decoran al presente los que vienen a aumentar el número de los que señalan una etapa en la presentación de las tiendas barcelonesas.


El establecimiento recién inaugurado ofrece en su conjunto una impresión agradable desde el primer momento por las tonalidades dominantes y el buen gusto que se advierte en todos los pormenores que integran la decoración, la cual ha sido dirigida por los señores Utrillo (don Antonio) y Andreu. Del primero son, además, una serie de elegantes plafones de asuntos pastoriles unos y de aire galante otros. El establecimiento se divide en dos partes, una consagrada á la venta y servicios a pie derecho y otra destinada a prestarlos en mesitas, habiéndose utilizado los sótanos para el de manicura, escritorio, etc. Antes de la inauguración el señor Sala reunió en torno a una mesa a varias personalidades y amigos suyos, obsequiándolas cumplidamente, pronunciándose al final varios brindis, que cerró el señor Valles y Pujáls con uno enalteciendo los arrestos e inteligencia del señor Sala.


Segun una entrevista a su hijo en el mismo diario que ya os dimo cuenta cuando hablamos de la Confiteria Restaurante Royal perteneciente al mismo propietario

La Granja Royal se adelantó en veinte años a un establecimiento parecido que se inauguraría en Australia y a los Milk Bar que después se implantarían en EEUU. y en Europa. La Granja Royal introdujo el yogurt en Barcelona y el ‘kefir’, especialidad búlgara, que era leche fermentada altamente digestiva. La instalación frigorífica funcionaba con compresores alimentados con amoniaco, unos finos tubos dibujaban encima la palabra Helados y aparecían recubiertos de una fina capa blanca nevada. “Había logrado industrializar la producción de nata, que era mostrada en enormes bandejas: un buen día, al colocar cerca unas fresas, al camarero se le cayó en la gran bandeja de nata una fresa: mi padre la quitó con los dedos y se la comió. Esta casualidad le permitió percatarse de que era una combinación bien grata al paladar y al punto la popularizó”,


“En l923 abrió el Salón Doré de la Granja Royal, un lujo nunca visto, decorado por Utrillo y con unas magníficas pinturas también realizadas por él. Allí tocaba el violín Eduard Toldrá; el café lo amenizaba un piano que desgranaba piezas clásicas. En aquel entonces sólo había música en el Hotel Ritz. Celebraciones que se harían famosas fueron el reveillon de Navidad que tenía entonces más importancia que el de Noche Vieja. Allí se reunía lo mejor de la ciudad a la salida de los teatros y de los cines.”(La segunda Maison Dorée, en el n° 7 de la plaza de Catalunya, se montó a raíz del éxito alcanzado por el establecimiento de Esteve Sala). “Mi padre siempre procuraba que cada uno de sus locales tuviera una personalidad acusada y se beneficiara de una especialidad. También cuidaba mucho la decoración, que era distinta para cada establecimiento”.

1920 a 1924.-

Durante estos años no se convocaron los premios.


1925.-

Primer premio.- Joyería Valenti.- Situada en el Paseo de Gracia 16 y obra de M. Andre y J. Martins, y de la que tampoco hemos encontrado ninguna información, solo un pequeño articulo de prensa donde se entrevista al dueño ante su demolición.

Como siempre os decimos, si alguien encuentra o posee alguna información complementaria le estaríamos muy agradecidos si la compartiera con nosotros.

2 comentarios:

  1. No tiene nada que ver con esta entrada, pero sigo sin saber como contctar con vosotros ... hace unos días estuve en Viena y me ha parecido interesante compartir con vosotros esta dirección: www.yamm.at , un vegetariano digno de revisión de interio. Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Francis, en la parte de la derecha del blog, arriba tienes el mail en el que puedes contactar con nosotros cuando quieras.

    Muchisimas gracias por la informacion, es estupenda.

    Un saludo,

    ResponderEliminar

 

Sobre Inshop

InShop Interiores Comerciales, es un estudio de interiorismo dedicado fundamentalmente al diseño, asesoramiento y análisis comercial. Somos conscientes de la importancia del punto de venta en la transmisión de la imagen y los valores que la empresa intenta comunicar. Creemos que el comercio ha cambiado mucho sobre todo en el campo de los bienes de consumo no imprescindibles y ya no vale ofrecer un modelo mas de un mismo producto, hay que ofrecer valores añadidos, que haga decantarse al futuro comprador por nuestra marca y nuestro producto.

Nuestro trabajo

Twitter