Moda Hombre



Hasta no hace mucho tiempo, la moda masculina era como la hermana pobre de la que se consideraba la autentica moda, la ropa de mujer. Desde siempre las mujeres han comprado más moda que los hombres, y además la ropa de mujer es mucho mas cambiante que la de los hombres,
que evoluciona muy lentamente.


Como ejemplo, conocemos el caso de algunas zapaterías que solo venden o vendían zapatos de mujer porque decían que los hombres no compraban zapatos nada más que en rebajas y por tanto no les era rentable.


Pero este tema esta cambiando gracias a las nuevas generaciones de chicos, que gastan bastante dinero en ropa aunque no lleguen a equipararse con lo que gastan ellas, y gracias a ellos la facturación poco a poco se ha ido incrementando, y si esto ocurre con el vestido, no digamos con el calzado, dada la infinidad de marcas deportivas que se han implantado en el mercado.


Por otro lado hay que señalar que los hombres, por regla general, compran menor número de prendas pero de mejor calidad o precio lo que ha hecho crecer el mercado del lujo en el área masculina, y ya se pueden ver tiendas independientes solo para ellos cuando antes estaban dedicadas a la mujer y contaban con un pequeño corner para el hombre cuyos compradores también solían ser las mujeres que adquirían para sus parejas o para regalar.


Según un articulo que leíamos hace un par de semanas en El País Stilo de los sábados ahora “Ellos compran más lujo”, y sorprendentemente el consumo de moda masculina de lujo creció el doble de rápido que el de moda femenina en 2011, representando ya el 40% de las ventas totales del sector. Entre otras cosas el citado articulo dice:

En tiempos de recesión, las colecciones menswear se han convertido en una inesperada gallina de los huevos de oro del lujo; el mejor segmento del mercado para invertir y crecer. Basta con echar un vistazo a las políticas de expansión de firmas como Burberry, Coach, Giorgio Armani y Hugo Boss para ver que algo está cambiando.


Hoy los hombres compran como las mujeres y viceversa. Un insólito cambio de rol que está alterando también las reglas del juego. «En los últimos años he comprobado que cada vez más hombres están interesados en zapatos». Lo dice el propio Christian Louboutin, artífice de los codiciados stilettos con suela roja. Y es que poco a poco se están rompiendo las barreras de género en moda.«La demanda de accesorios de hombre ha aumentado a un ritmo vertiginoso», asegura el zapatero.


Un crecimiento que confirman también en Jimmy Choo y Coach. Quizá el buque insignia que tiene la firma estadounidense en Nueva York tenga más metros cuadrados dedicados a la colección femenina; sin embargo, una de las secciones de la tienda que más tráfico registra es –aunque parezca increíble - la boutique masculina. ¿Quién dijo que el bolso de hombre era una leyenda urbana? Hoy, más que un mito «es un auténtico superventas», corroboró Greg Unis, vicepresidente de merchandising masculino de Coach.


“En el actual contexto económico, los hombres quieren mejorar su imagen, tener más estilo”, explicó Angela Ahrendts, presidenta ejecutiva de Burberry. Y aunque los complementos –y sobre todo, las fundas para iPad– copan los primeros puestos de las listas de ventas de la casa inglesa (con un crecimiento del 50%), las líneas de prêt-à-porter de hombre también han crecido, y mucho, hasta un 26%. Tanto que la compañía ha planificado abrir su primera tienda solo de hombre en Londres, una de las 25 ciudades del mundo más importantes del sector por cifras de facturación, porcentaje de profesionales y ejecutivos con elevada remuneración económica, número de turistas y alta densidad de población.

Pero más allá de Londres y París, muchos atribuyen este crecimiento a China, donde los hombres representan dos tercios (el 70%) de las ventas de lujo. «No solo bolsos y fulares, en el mercado asiático funciona muy bien la línea de moda masculina», explica a S Moda Guillaume de Seynes, miembro del comité de dirección internacional de Hermès. Para Burberry China ya representa el 12% de los ingresos.


Como vemos, a pesar de la aparente inmovilidad de la moda masculina y lo reacios que parecen los hombres al tema de las compras, también en esto los tiempos cambian, o mejor dicho, nadie duda ya de que han cambiado. Quizá a causa de la crisis se produzca un paron, - no están los tiempos para muchas compras -, pero lo que cuenta, que es la actitud, si que parece que deja atrás ciertos estereotipos.

Las imagenes que ilustran esta entrada corresponden a la tienda de Hacket ha abierto recientemente en Milan.

0 comentarios:

Publicar un comentario

 

Sobre Inshop

InShop Interiores Comerciales, es un estudio de interiorismo dedicado fundamentalmente al diseño, asesoramiento y análisis comercial. Somos conscientes de la importancia del punto de venta en la transmisión de la imagen y los valores que la empresa intenta comunicar. Creemos que el comercio ha cambiado mucho sobre todo en el campo de los bienes de consumo no imprescindibles y ya no vale ofrecer un modelo mas de un mismo producto, hay que ofrecer valores añadidos, que haga decantarse al futuro comprador por nuestra marca y nuestro producto.

Nuestro trabajo

Twitter