La Hostelería y la Crisis



La entrada de hoy no esta basada en ningún dato o información que hayamos leído en algún medio es una reflexión que nos hacemos sobre el tema a raíz de lo que apreciamos cuando salimos por la ciudad, puede que estemos equivocados pero vamos a arriesgarnos y daros nuestro punto de vista.



Aunque algunos dirán que no es cierto, nosotros creemos que uno de los sectores con los que menos se esta cebando la crisis es el de cierto tipo de restauración. Es cierto que en estos últimos años donde muchas pequeñas tiendas han cerrado, también lo han hecho algunos pequeños negocios de restauración y alguno grande, pero en menor medida que los primeros y en contrapartidas también se siguen abriendo muchos de los segundos y muy pocas de las primeras.


De siempre España ha sido un país peculiar para esto de la restauración y la hostelería, por algo se dice que el número de bares en este país supera con creces al del resto de los países de Europa. Y es que la cultura del tapeo forma parte de nuestra idiosincrasia y es difícil que eso cambie incluso en épocas de crisis, puede que el consumo sea menor y que nos hagamos mas conscientes de los precios y de lo que pagamos por algunas cosas y por ello intentemos ir a lugares donde nuestro dinero de un poco mas de si, pero de ahí a dejar de ir...


Y eso que curiosamente el gasto en hostelería es uno de los que, en teoría, primero podríamos eliminar de nuestros hábitos ya que no se trata de una primera necesidad y podríamos comprar casi cualquier bebida o comida en el supermercado y tomárnosla en casa tranquilamente a unos precios irrisorios comparados con lo que podemos llegar a pagar en algunos establecimientos, pero claro, pensamos que ante la mala situación no vamos encima a renunciar a tomarnos una cañita de vez en cuando en alguna terraza un domingo por la mañana, aunque te cobren 3 € por ello y te arrepientas nada mas pagarlo.


La hostelería en nuestro país esta íntimamente relacionada con nuestra forma de relacionarnos socialmente, los bares, restaurantes, etc. son nuestros lugares de encuentro favoritos.

Por otro lado, nos quejamos de que los jóvenes hagan botellón en las calles, pero es que actualmente con el precio que se esta pidiendo por las consumiciones y el numero de parados jóvenes que hay, es imposible que puedan acudir a tomar algo a un local sin que esto les suponga un desequilibrio económico que su situación no les permite.


Aunque es un contrasentido el publico joven, que es en teoría el que menos poder adquisitivo tiene, es el que mas gasta tanto en moda como en restauración, quizá porque en unos casos viven mas al día y gastan todo lo que ganan, y en otros porque al final son los padres los que subvencionan sus gastos.

El tema del precio, como en todo el resto del retail sea del ámbito que sea, influye en el éxito de un negocio, pero no es lo único, las modas, la situación, el ambiente que en el local se respire, etc. pueden hacer que éste atraiga a un tipo de publico que no priorice el tema del precio, aunque lo tenga en cuenta. Sin ir mas lejos hace unos dias nos comentaban que la franquicia que mas éxito tiene dentro del mundo de la hostelería es la de “100 montaditos”, un sitio donde “en teoría” - porque los tiempos cambian y eso era al principio - puedes tomar 100 montaditos variados a precio de 1 € cada uno y una caña de cerveza por el mismo importe, unos precios muy económicos y mas saludables que las famosas hamburgueserías americanas de comida rápida.


Lo que tenemos que tener claro es que el negocio de la hostelería es como todos un pastel que con la crisis ha encogido un poco y además tiene que repartirse entre el gran numero de establecimientos que hay por todas partes en nuestras ciudades. Y que tampoco es un negocio tan fácil como algunos se creen, eso de montar un bar si no sabes que hacer quizá valdría para otros tiempos pero no para los de ahora.

Nosotros cuando vemos los diferentes establecimientos de restauración que se van abriendo por nuestra zona enseguida nos forjamos una opinión sobre si funcionaran o no. Para el publico la apariencia del lugar es de lo primero y mas decisivo a la hora de decidirse a entrar en un establecimiento o no, como comentamos en otra entrada, después la calidad del producto y el servicio nos acabaran de convencer para volver o no.


La hostelería y restauración son probablemente los sectores donde la satisfacción de los clientes es mas importante pues quien compra un producto en otros sector va a tardar un cierto tiempo en comprobar del todo sus bondades y probablemente dejara trascurrir un cierto plazo de tiempo hasta volver a realizar otra compra o recomendarlo entre sus conocidos, mientras que en hostelería es todo mas inmediato y el plazo puede ser mucho mas corto, además sus clientes son de los más infieles, quizá por esa sobreabundancia de oferta de las que hablábamos antes, y si se les defrauda un solo día puede perdérselos para siempre.


También es uno de los pocos sectores donde se puede “morir de éxito”. No son pocos los locales que abren con una estela de suerte que hace que estén llenos durante unas semanas, la mayoría de ellos saben que aun así no se pueden relajar, pero otros se crecen y rápidamente empiezan a cambiar cosas, calidad, servicio, precio, (los precios suelen ser de lo primero) y el publico, que no es tonto, lo nota, y así al cabo de unas semanas a ese lugar tan concurrido en el que casi se reían de ti cuando querías hacer una reserva para esa misma noche, ya no acude casi nadie.

Esto nos va a dar pie a una próxima entrada sobre un reality llamado “ Pesadilla en la cocina” en el que un chef visita un establecimiento en apuros y diagnostica como se ha llegado a eso, todo aquello que se ha hecho o hace mal y si es posible reflotar el negocio.

Las imagenes que ilustran esta entrada y el video que acompaña pertenecen al Meatpacking Bistro en Barcelona, interesante a pesar de su duración en el que se aprecia el proceso de la obra desde su incio al fin.


2 comentarios:

  1. En "Doña Rosita la Soltera" de Lorca, la madre arruinada que visita con sus hijas la casa donde se desarrolla la acción, comenta que cada día les pregunta a sus hijas:¿Qué queréis huevo en la sopa o silla en el Paseo?. Las niñas, por supuesto, responden que silla en el Paseo. En este país, "salir" forma parte intrínseca de la vida de sus habitantes. La hostelería, puede verse afectada por la crisis, pero está quedando claro que este sector era más sólido que el del ladrillo. Muy acertada vuestra reflexión. Yo también me gasto los 3 euros en una caña (en el Paseo) aunque me los tenga que quitar de otra cosa. Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Francis, la verdad es que aqui(quiza en todos los paises mediterraneos) confluyen dos factores, el clima y la oferta gastronomica (quiza esta ultima debida a la variedad de productos fruto del primero)que invitan a salir, vivir mas la calle y nos hacen mas sociables. Parafraseando la frase de Lorca, quiza no elegimos entre huevo o silla, sino que lo queremos todo, es decir "huevo en la sopa pero sentados en una silla en el paseo".
    Y de todo ello nace y vive/sobrevive nuestra industria hostelera y la turistica en general (que tantos beneficios aporta al pais). No olvidemos que eso mismo es lo que vienen buscando los turistas, sol, tapas y una vida en el exterior que no es tan frecuente en muchos de sus paises e origen.
    Precisamente esa industria turistica (y la hostelera que forma parte de ella) es la que parece más rapido se esta recupernado de la crisis (ayudada tambien por las conflcitivas situaciones en que se encuentran nuestros competidores, no porque esten haciendolo mejor que otros sectores).

    ResponderEliminar

 

Sobre Inshop

InShop Interiores Comerciales, es un estudio de interiorismo dedicado fundamentalmente al diseño, asesoramiento y análisis comercial. Somos conscientes de la importancia del punto de venta en la transmisión de la imagen y los valores que la empresa intenta comunicar. Creemos que el comercio ha cambiado mucho sobre todo en el campo de los bienes de consumo no imprescindibles y ya no vale ofrecer un modelo mas de un mismo producto, hay que ofrecer valores añadidos, que haga decantarse al futuro comprador por nuestra marca y nuestro producto.

Nuestro trabajo

Twitter