¿Cuanto Pesa su Edificio, Mr Foster?




Hoy viernes y coincidiendo con su estreno dedicamos la entrada a una película, o mejor dicho, un documental que pensamos puede ser de interés tanto para fanáticos de la arquitectura como para cualquier aficionado al cine y el arte, el dedicado a la vida y obra de Norman Foster (Manchester 1935), uno de los arquitectos mas importantes de la reciente historia de la arquitectura y que a nosotros nos gusta especialmente lo que hace pues ya le hayamos dedicado varias entradas cuando le concedieron el Principe de Asturias de las artes o en la exposición sobre sus dibujos que realizó Ivory press.



Parece ser que a Norman Foster no le hacia mucha gracia que alguien rodara un documental sobre su vida:”Lo cierto es que era la última de mis prioridades: era algo que, honestamente, no quería hacer. No me interesaba en absoluto porque una película suele girar sobre el pasado, retrocede en el tiempo, y a mí me interesa más hablar del futuro y pensar en él”. Y así se lo dijo a la productora. “No lo veo” le confesó, pero ésta no le hizo mucho caso porque la productora es su esposa Elena Ochoa, motor del proyecto, de la que él mismo dice: “Es muy sabia, y muy hábil. Y una de sus grandes habilidades es la persuasión”.Y debe ser cierto, porque el documental se llevó a cabo y se estrena hoy viernes en España con el titulo de: ¿Cuánto pesa su edificio, señor Foster?.



How Much Does Your Building Weigh, Mr. Foster?. En una ocasión, el visionario Buckminster Fuller sorprendió al entonces joven arquitecto con esa pregunta. No supo qué decir. Al día siguiente, tenía la respuesta. Pesaba demasiado. Y la mayor parte de los kilos se encontraban en los cimientos. En ese momento, lo tuvo claro, algo tenía que cambiar. Lo que cambió fue su vida. Toda ella.



Empezaba la carrera de uno de los arquitectos más famosos del mundo. No hay continente que no cuente con una obra suya. Ganador del Premio Pritzker (1999) y del Príncipe de Asturias de las Artes (2009). El artista que está detrás de obras como la cúpula del Reichstag en Berlín, la torre de Swiss Re en Londres, el viaducto de Millau en Francia, el aeropuerto de Pekín, la ciudad de Masdar en Abu Dhabi… En España, pueden admirarse algunas de sus obras, como el Metro de Bilbao o la Torre de Collserola en Barcelona y será también el responsable de la reforma del Camp Nou, estadio del F.C. Barcelona.



Una vida esparcida por el mundo. Y de contárnoslo se han encargado los documentalistas españoles Norberto López Amado y Carlos Carcas en una coproducción con capital español e inglés que toma como título la pregunta-probación de Fuller. La película, que se presentó en la sección Panorama de la última Berlinale, es un recorrido por la obra, vida y viajes de un hombre obsesionado con su trabajo, los aviones y el esquí.

El documental retrata al arquitecto en su vertiente profesional con algunos guiños a su vida privada para cerciorarse de que la mente lúcida del protagonista es también humana. Tomando la afición de Foster a volar, la cinta realiza, durante setenta minutos, un viaje guiado por los aires en el que se sobrevuelan algunos de sus más famosos edificios, como el aeropuerto de Pekín o el viaducto más alto del mundo, el de Millau, en Francia.



La sensación de formar parte de ese vuelo se incrementa cuando la cámara recoge desde diferentes ángulos partes de los edificios que evidencian la difícil tarea de los directores para conseguir tales planos.

Visualmente brillante, las esplendidas tomas aéreas desvelan al espectador la importancia de entender sus edificios como un todo, pulcro, de fino estilismo y a la vez férreos cimientos. Según afirma uno de sus directores, Norberto López, la idea era “rodar la arquitectura como nunca se había rodado, e intentar transmitir el riesgo y el sentimiento que hay detrás de las edificaciones”.



Pero la película de López y Carcas accede también a aspectos mucho más privados del arquitecto. Por ejemplo, visita con él su casa natal, en Manchester, a la que Foster llevaba décadas sin acercarse. En una serie de entrevistas personales, Foster detalla por qué empezó a interesarse por la arquitectura, su pasión por la aviación o el deporte y cómo su ánimo y fuerza interior le permitieron superar el cáncer, enfermedad que había matado en 1989 a su esposa Wendy, también arquitecta y cofundadora de Foster and Partners.

Con voluntad de documental histórico, la obra se plantea en forma de narración y es complementada con entrevistas a otros arquitectos como Richard Rogers o a impresionantes artistas como Richard Serra o Richard Long, que reflexionan sobre las ideas y visiones de quien afirma: “Todo lo que veo me inspira“.



Por nuestra parte nos quedamos con esta flexión del arquitecto que creemos muy apropiada para estos tiempos: “Para ser arquitecto, tienes que ser dos cosas: optimista y curioso. Me gusta ser optimista. Creo que el espíritu humano es capaz de cosas increíbles. Los más bellos edificios, el Chrysler Building, el Empire State, fueron levantados en épocas de ruina, depresión, pesimismo. Ojalá podamos hacer lo mismo con este Mundo”.

Las imagenes que ilustran esta entrada corresponden al ultimo proyecto que ha realizado el estudio de Foster para nuestro Pais ,la remodelacion del Nou Camp en Barcelona.


4 comentarios:

  1. Con Foster me pasa como con Bofill: me gusta mucho su discurso, pero no me gusta su obra. De la de Bofill no me gusta casi nada, la verdad, y eso que por algún motivo que no comprendo estoy empezando a preciar ciertas virtudes de la (buena) arquitectura posmoderna. Hay tanta, pero muy poca que sea buena, casi todo es un horror.

    De Foster sólo me gusta el HSBK de Honk Kong y su obra primera, lo demás me dice muy poco, la verdad. En Londres tiene multitud de engendros que ya están envejeciendo mal, la Torre Cajamadrid es fea, por interesnate que sea su estructura, podría estar en cualquier lugar. Y es el problema de los grandes estudios de arquitectura, hacen diseños genéricos, si no vale para Londres lo colamos en Chongchin, si en Nueva York no les gustará, seguro que cuela en Doha. Su diseño para el WTC2 es muy pobre y, además, está tocado por una pirámide al más puro estilo posmoderno. Curioso.

    Lo del Nou Camp... quedará mejor que está ahora, pero no dejan de ser banderitas de colorines en el exterior.

    ResponderEliminar
  2. Creo que no he comentado antes aquí aunque vengo muy a menudo. Me gusta esto.
    Foster, a veces. Mucho el metro de Bilbao, nada la Torre Swiss Re y así. Pero veré el documental porque sin duda es un tipo interesante. Estupenda por cierto la exposición Bucky Fuller & Spaceship Earth en Mrs. Foster´s Galería Ivory Press.

    ResponderEliminar
  3. Stultifer, sí genial (¿Te refieres a Foster verdad? O ¿A nuestro post? ;)

    Squirrel, a nosotros Bofill tampoco nos gusta mucho, bueno mejor dicho a mi lo unico que me gusta es su casa, una antigua cementera que el rehabilito como estudio y vivienda.

    Foster en general nos parece muy interesante, el metro de Bilbao nos gusta por ejemplo y el SHBK, de las 4 torres a nosotros nos parece la mejor la suya. En lo que si te damos la razon es en que la arquitectura, o al menos esas grandes obras de los grandes estudios, son globales, da lo mismo donde las pongas, claro que eso no es de ahora, les ha pasado siempre a los grandes, tenian/tienen su estilo y lo aplican alli donde se les pide.
    Precisamente lo que se les pide es eso una obra "suya", da igual que sea Foster, Nouvel, Calatrava, Niemeyer, Le Corbusier, etc.

    Uno, ya nos has comentado en alguna otra ocasion, gracias por hacerlo de nuevo y por seguirnos.
    Como deciamos antes a nosotros Foster tambien nos gusta dependiendo de la obra que sea, pero si que es un personaje interesante, por eso tambien queremos ver el documental. Y tambien queremos pasar a ver la exposicion de Ivory Press, al buscar informacion para la entrada vimos quien era Fuller y es otro personaje a tener en cuenta.
    Como se entere Lady Foster de que le apeas título y la tratas de Mrs...

    ResponderEliminar

 

Sobre Inshop

InShop Interiores Comerciales, es un estudio de interiorismo dedicado fundamentalmente al diseño, asesoramiento y análisis comercial. Somos conscientes de la importancia del punto de venta en la transmisión de la imagen y los valores que la empresa intenta comunicar. Creemos que el comercio ha cambiado mucho sobre todo en el campo de los bienes de consumo no imprescindibles y ya no vale ofrecer un modelo mas de un mismo producto, hay que ofrecer valores añadidos, que haga decantarse al futuro comprador por nuestra marca y nuestro producto.

Nuestro trabajo

Twitter