Tienda: Planificación y Diseño

Una vez encontrado el mejor lugar para la ubicación del negocio, viene una segunda fase: acondicionarlo para el negocio a instalar. Lo lógico es acudir a un profesional para que el resultado sea optimo. El diseñador tiene que ser consciente de los deseos de los clientes y estudiar los condicionantes del entorno para llegar a un diseño convincente y debe ser capaz de abordar los aspectos comerciales, sin olvidar la parte técnica y legal.

El anteproyecto debe permitir una visión del resultado final y una primera estimación de los costes que son necesarios para llevarlo a cabo. El carácter del mismo viene determinado por múltiples factores, desde el producto a vender, su precio de venta, los requerimientos de la empresa, etc.



Es necesario el trabajo en equipo, pues nadie es totalmente competente en todos los campos. Se deben delimitar los campos especializados y aclarar las competencias. Desde un principio se debe formar un equipo constituido, según las necesidades y complejidad del proyecto. Así mejoran los resultados de la planificación , aunque se debe evitar que intervengan demasiadas personas en la toma de decisiones.

A partir de los años 70 se introdujeron novedades en el comercio al por menor de la mano del marketing, transformando el comercio en algo mas inmediato, donde la gente podía tocar el producto directamente sin un mostrador de por medio y se rompió con determinadas reglas de diseño, aportando mas alegría al espacio comercial. El diseño se hizo mas variado y amable, mas libre y flexible. Hoy en día se busca cada vez mas una revisión de cada espacio, novedosa, que compita y sea mas atractiva que la que presenta la competencia.


Las funciones de uso se modifican , los espacios tienen que permitir cambios continuos en el proceso de vida de la instalación y esto está determinado por las magnitudes y proporciones , los materiales y la versatilidad del mobiliario del local. Las tiendas al por menor tienen que disponer de amplias posibilidades para presentar la mercancía.

El diseño no es un producto final, sino un proceso que nos sirve para ir modelando el espacio vital.

0 comentarios:

Publicar un comentario

 

Sobre Inshop

InShop Interiores Comerciales, es un estudio de interiorismo dedicado fundamentalmente al diseño, asesoramiento y análisis comercial. Somos conscientes de la importancia del punto de venta en la transmisión de la imagen y los valores que la empresa intenta comunicar. Creemos que el comercio ha cambiado mucho sobre todo en el campo de los bienes de consumo no imprescindibles y ya no vale ofrecer un modelo mas de un mismo producto, hay que ofrecer valores añadidos, que haga decantarse al futuro comprador por nuestra marca y nuestro producto.

Nuestro trabajo

Twitter