Comercio de Provincias



Este fin de semanas he ido a visitar a unos amigos que viven en una gran ciudad de provincias relativamente cercana a Madrid (lo de provincias suele crear algunas susceptibilidades, pero nada mas lejos de nuestra intención que intentar ofender a nadie, es simplemente así, se trata de una ciudad grande en otra provincia y no es su capital).



Hacia unos tres años desde mi ultima visita y paseando por la ciudad pude apreciar el cambio comercial que ha sufrido en este tiempo. La última vez que estuve acababan de abrir el típico centro comercial con el hipermercado de turno rodeado de casi las mismas tiendas que existen en los centros comerciales de todo el país. Este había sido el pistoletazo de salida para todo lo que viene a continuación: la implantación en el centro de la ciudad del conocido y único gran almacén existente en nuestro país y el desembarco en una calle comercial peatonal próxima de todas las demás cadenas de tiendas conocidas implantadas a nivel nacional.


Todo esto, unido a la crisis que estamos sufriendo, ha llevado al cierre de gran parte de las tiendas tradicionales que existían en la ciudad. Sobreviviendo mejor las que tienen una situación mas próximas a los nuevos puntos comerciales y llevándose la peor parte las que se han quedado desplazadas de estos.

Muchas gente se pregunta porque sucede esto, y aunque ellos mismos si lo piensan detenidamente llegan a encontrar la respuesta, nosotros vamos a ponerlo por escrito, es un razonamiento lógico, que puede ser que este equivocado en algunos punto, pero es nuestra opinión.


Lo cierto es que exceptuando las 10 o 15 ciudades mas importantes de nuestro país hay que reconocer que en el resto de ellas el comercio esta bastante atrasado y son un blanco fácil para que una cadena de retail actual abra una tienda allí y triunfe con una cierta facilidad.

En primer lugar creemos que el comercio de provincias suele estar mal acostumbrado a unos privilegios (horarios, clientela fija...) que le han dado los años y la falta de competencia, no habiéndose embarcado en retos que los hicieran mas actuales y competitivos.


Por otro lado, suelen tener una imagen desfasada, no acorde con la época y el genero que venden, muchas de ellas suelen ser tiendas multimarca, que al instalarse en la ciudad una tienda de la propia marca ven como disminuyen sus ventas, además, la apertura de las nuevas tiendas que existen a nivel nacional con sus imágenes modernas, escaparates y colocación del genero hacen que se las vea como “pasadas de moda” aunque su genero no lo sea.

Me comentaban durante mi visita, que al principio cuando el centro comercial se planteó abrir los domingos permitidos por ley, la gente comentó que eso no iba a funcionar allí, que eso estaba bien para Madrid pero que allí eran diferente, pero lo cierto es que cuando abren en festivo aquello se llena de publico que pasea por sus tiendas y al final compran.


Otro de los factores que influye en esta situación de progresivo declive, y no solo en provincias, sino que lo hemos visto hasta en la misma Gran Vía de Madrid, en ciertos comercios tradicionales de los que luego se quejan de que no venden y que al final van a tener que cerrar, es el cierre del establecimientos el sábado por la tarde, cuando hay mas gente transitando por sus calles, con ganas de pasear, mirar escaparates y si ven algo atractivo llevárselo. Parecen no ser conscientes de que hoy en día la mayoría de las compras no se hacen por necesidad, sino por impulso, y hay que estar abiertos cuando el publico dispone de tiempo y ganas de comprar.


Unido a lo anterior estaría la hora de cierre del establecimiento, entendemos los problemas que tienen los pequeños comerciantes para poder abrir muchas horas, pero no es lógico seguir cerrando a las 8 de la tarde, cuando hay bastante publico aun por la calle y el resto de las grandes tiendas que atraen al publico cierran a las 20,30 o 21,00 (que se lo pregunten al grupo Inditex – Zara - que antes cerraban a las 20, 30 y hace un par de años ampliaron su horario hasta las 21,00 con el consiguiente aumento de sus ventas), se podrían estudiar nuevos horarios para esas tiendas que quizá compensaran las horas de mas por las tarde retrasando la apertura a primera hora de la mañana o de la tarde, en momento de menos venta o redistribuir los horarios y turnos de los empleados según la afluencia de publico.


Sabemos que es una pena que todo esto suceda, y no nos gusta demasiado ese aspecto de la globalización de que todas las ciudades tengan las mismas tiendas con los mismos productos, pero como hemos dicho en otras ocasiones, para sobrevivir y competir con ellas hay que ofrecer un producto y una atención que nos diferencien, en un entorno adecuado y siendo conscientes de que la batalla con los grandes no es fácil (detrás de ellos hay muchos estudios y trabajo) por lo que hay que fijarse en como lo hacen otros para intentar mejorar. Recurrir a la especialización por un producto o un servicio, por ejemplo una tienda que refleje un estilo de vida, puede ser una manera de crearnos un nicho de mercado donde tengamos cabida. Otra opción pueden ser las tiendas en régimen de franquicia de una marca mas o menos conocida, aunque ésta como hemos comentado en otras entradas, es una opción que hay que trabajarla mucho, pues la franquicia es un negocio y esta pensado para que se mantenga el franquiciado que no pida mucho mas, pues es la empresa que franquicia la que se lleva gran parte del beneficio.

Las imágenes que ilustran esta entrada pertenecen una de la nuevas Camper Together, la de la calle Fuencarral de Madrid, diseñada por Juli Capella. Una de las múltiples tiendas que la marca Camper está abriendo o renovando a nivel nacional e internacional y cuyo diseño encarga a diferentes diseñadores de prestigio y de las que ya os hemos puesto varios ejemplos.

2 comentarios:

  1. Totalmente de acuerdo con vuestra explicacion y tambien de acuerdo en que es una pena. QUiza haria una excepcion con el comercio a alimentacion, pues la carniceria/pescaderia/fruteria de barrio suele ser un comercio que general mas lealtad por parte de los clientes que otros, pero es probable que sea cuestion de tiempo.

    Tambien pienso que a la larga el pequenho comercio, modernizado, especializado, con mejroes horarios, volvera a encontrar su lugar, porque nos gusta a todos. No creo que esta crisis tan tremenda sea mal momento, por otra parte, para volver al pequenho comercio. Hara falta mucho ascrificio, pero en eso estamos todos.

    Siempre digo que en "provincias" es donde mejor se vive...

    ResponderEliminar
  2. Ardilla, ya lo comentaremos en otra entrada que estamos preparando, pero tambien nosotros creemos que el pequeño comercio volvera a tener su sitio, de echo son los inmigrantes los que se estan haciendo con esas pequeñas tiendas de proximidad y esos pequeños supermercados de barrio que siguen siendo necesarios en muchos momentos, pero que exigen mucho trabajo y sacrificio, asi como con las fruterias que es uno de los pocos comercios que al menos en Madrid estan en auge. Lo que sucede es que como todo son comercios que tienen que actualizarse en productos, servicios, horarios, etc y en algunos casos especializarse.
    Creemos y de ello tambien hablaremos que se echa en falta, en todo el comercio en general, la atencion personalizada, sino como antaño en que el dependiente te conocia de toda la vida y se sabia el producto de memoria, si al menos que no compres algo hoy y que cuando vuelvas la semana siguiente hayan cambiado ya el personal y todavia no sepa si vende manzanas o pantalones.

    Hace años si vivias en provincias tenias carencias de muchas cosas que te dejaban asombrado cuando ibas a una capital grande, pero hoy en dia, excepto en los pequeños pueblos en la mayoria de las pequeñas ciudades tienes una oferta bastante aceptable de casi todo y para lo que no, con lo que han avanzado los transportes estas a un salto de una gran ciudad, asi que , si, "en provincias" es donde mejor se vive. Casi todos los servicios, menos tiempo de desplazamiento y mas calidad de vida.

    Un saludo

    ResponderEliminar

 

Sobre Inshop

InShop Interiores Comerciales, es un estudio de interiorismo dedicado fundamentalmente al diseño, asesoramiento y análisis comercial. Somos conscientes de la importancia del punto de venta en la transmisión de la imagen y los valores que la empresa intenta comunicar. Creemos que el comercio ha cambiado mucho sobre todo en el campo de los bienes de consumo no imprescindibles y ya no vale ofrecer un modelo mas de un mismo producto, hay que ofrecer valores añadidos, que haga decantarse al futuro comprador por nuestra marca y nuestro producto.

Nuestro trabajo

Twitter